Página principalDocumentos PolíticosFormaciónConoce CastillaContactaCalendarioBuscarArchivo



Texto conjunto de la intervención de los movimientos sociales, sindicales y politicos , leído en el acto de homenaje a Doris Benegas el 15 de octubrre. PDF Imprimir E-mail
Escrito por Administrator   
Miércoles, 19 de Octubre de 2016 15:01

Doris Benegas: una luchadora del Pueblo


Mucho se ha escrito sobre el mayo del 68 francés, las movilizaciones sociales que lo atravesaron –obreros y estudiantes, un único combate-; la revuelta ideológica, cultural e incluso de algunos ámbitos de la vida cotidiana que supuso aquella, llamémosle revolución, así como su influencia en otros territorios europeos. Mucho menos se ha hablado de las luchas en los inicios de los 70 en el Estado español que tuvieron profundas repercusiones.


Doris estaba acabando sus estudios de bachillerato en el Estado francés, Bayona, en el 68. Lo vivió en primera persona, pero al acabar el bachillerato comenzó a estudiar derecho, curso 69-70, en la recién abierta Facultad de San Sebastián, Facultad de Derecho que por cierto pertenecía a la Universidad de Valladolid porque aún regía la prohibición Franquista para el País Vasco de tener Universidad propia.


La realidad en Donosti, tal como ocurría en el conjunto de Euskadi y del Estado, poco tenía que ver con la realidad del Estado Francés, exceptuando la efervescencia del movimiento popular. La represión policial y judicial como instrumento subalterno de la primera, era las únicas alternativas que ofrecía el franquismo a las luchas populares.


La intensidad de las movilizaciones  condicionó que el Régimen franquista declarara el Estado de Excepción en Guipúzcoa. En ese contexto Doris fue detenida por la Brigada Político Social (posteriormente sería detenida en numerosas ocasiones, la última en octubre de 2014, por cierto de forma absolutamente brutal) y aunque fue puesta en libertad, el acoso policial cotidiano le aconsejó cambiar de ciudad. Esta es la razón que la trae a Valladolid, ciudad socialmente emergente por la potencialidad de sus luchas: obreras, estudiantiles y ciudadanas.


Doris llega a Valladolid ya como una joven militante comunista, aún no había cumplido los 22 años, lo que le permite incorporarse inmediatamente al movimiento popular en nuestra ciudad.

Desde el año 1973 hasta el 2016, Doris participa en las diversas expresiones de la lucha social y política de esta ciudad. Todo un ciclo histórico completo que abarca desde el tardo-franquismo hasta la actual situación de absoluta decadencia del Régimen del 78.


Hay toda una generación de activistas, aquell@s que se incorporaron a las fábricas o a la universidad en el primer quinquenio de los años 70 que dieron lo mejor de sus vidas, en ocasiones su vida misma, en la lucha por las libertades y los derechos sociales; entre ell@s estaba Doris.

A esa generación de activistas -que, por cierto, no pedía nada a cambio por su lucha, aunque querían y sabían disfrutar de la vida con especial alegría, y que sólo deseaban el bien común-, queremos rendirle hoy aquí un sincero, cálido y sentido homenaje. A l@s que ya no están físicamente y a l@s que aquí siguen luchando generosamente por un mundo mejor.



En el año 1973 en Valladolid, desde el punto de vista social, todo estaba en proceso de construcción, de construcción urgente. Era muy necesaria la organización de los movimientos sociales en todos los frentes, incluyendo la construcción de una vida cotidiana alternativa al modelo asfixiante del Valladolid Franquista, que aun pretende perdurar especialmente a traves de personajes como el anterior alcalde de Valladolid felizmente derrotado en la calle y en las urnas.


Fasa-Renault era por entonces un gran centro industrial con una grandísima potencialidad de lucha y de influencia social en el conjunto de la ciudad.  Doris al mismo tiempo que estudiaba su último curso de derecho, empezó a trabajar allí iniciando su activismo obrero, consiguiendo de inmediato el respeto de sus compañeros, como recogen diversos artículos sobre la época . R   Martínez Segarra firmó con iniciales 'Una mujer en el taller", en el que cuenta el impacto que supuso la presencia de Doris en las asambleas de fábrica tras la huelga de 1974.

"Una novedad corre como la pólvora. Hay una mujer que participa en ellas y se dirige a los trabajadores. Una secretaria de dirección, Doris Benegas, decide romper con las formas y baja de las oficinas a participar en los debates, haciéndose merecedora de entrar en las famosas listas negras (...)  Se convierte en una líder. Y el comportamiento diario de los trabajadores, cargado de machismo, y en ocasiones obsceno, se vuelve radicalmente respetuoso con aquella joven desconocida que toma conciencia y participa con ellos en la lucha de sus reivindicaciones (...) No se amilanaba la chica de las oficinas, todo lo contrario, con una naturalidad pasmosa, siendo la única mujer en reuniones de más de mil obreros, conseguía del auditorio un silencio sepulcral, roto solamente por el run run de los extractores. Daban para poco diez minutos, sonaba la sirena y había que volver al trabajo en cadena. Doris, por supuesto, a la oficina. Nosotros seguro que estábamos más amparados, pero ella volvía a su puesto rodeada en muchos casos de gente que no respaldaba su actitud. No se dio ni un caso, entre aquellos más de mil obreros, todos varones, que se mostrase obsceno o machista frente a su compañera de oficinas. A pesar de que en las taquillas de los vestuarios algunos forrasen las puertas de pornografía barata.

Había sentimientos profundos de solidaridad, de generosidad y la expectativa de que un CAMBIO no sólo era necesario, sino posible.

Las cosas, sin embargo, fueron mas complicadas de lo que se se esperaba y el CAMBIO deseado fue de mucha menor envergadura del que se esperaba y deseaba, pero sobre todo fue menor de lo imprescindible para que se pudiera considerar como tal.


Las limitaciones del CAMBIO y la continuidad con muchos elementos estructurales del régimen franquista crearon una ola de decepción entre la gente comprometida, pero favoreció la aparición de una nueva “casta política” que en su mayoría no había participado en las luchas, pero que ocupó la casi  totalidad de lo cargos institucionales que se fueron creando, además en nombre de la izquierda. La filosofía de “servir al Pueblo”, fue sustituida por la de "servirse del Pueblo", y ahí seguimos.


Una parte de los movimientos sociales, especialmente el movimiento obrero, se vio muy influidos por estas circunstancias.


Seguir luchando por las libertades, por la justicia social en los años 80 y 90 del pasado siglo no fue tarea fácil, pero mucha gente aguantó e incluso bastante de la que inicialmente compartió el proyecto de la llamada Transición, fue percatándose de adonde nos llevaba tal cosa.


Doris estuvo siempre en ese núcleo de resistencia democrática y por la justicia social, en las luchas de las mujeres, en las luchas obreras, en las luchas antifascistas y ecologistas, en la lucha contra la corrupción, contra la OTAN, contra la economía criminal, en defensa de los afectados por el aceite de colza envenenado, en la lucha por las fiestas populares, el republicanismo  y en la lucha por un Villalar comunero.


Ese núcleo de resistencia es el que ha permitido interconectar las, llamémosles, viejas luchas, con las nuevas luchas.


El 15M y Stop Desahucios, por poner dos ejemplos de nuevas luchas, tuvieron la valiosa aportación de la experiencia y de la generosidad de Doris así como de otros activistas que ya venían de atrás. Ello favoreció el impacto tan sumamente positivo que estos movimientos tuvieron y siguen teniendo en nuestra ciudad. Y ahí estaba Doris. Ahí seguía siempre apostando por las personas, peleando por los derechos humanos con tenacidad, valentía y corazón. A pie de calle haciendo suyo el dolor y el surfimieno de las más vulnerables. Como dice una letra de Silvio Rodríguez: 


'Me estremedió la muchacha

hija de aquel feroz contingente

que se marchó de su casa

para otra, de toda la gente'.



Ese núcleo de resistencia que inició hace ya muchos años la lucha por la recuperación de la memoria histórica y por la liquidación de la nomenclatura y simbología franquista de nuestras calles y plazas, lucha en la que también se enmarca la exigencia de justicia por los crímenes del franquismo, entre ellos los últimos fusilamientos del 27 de septiembre de 1975. Doris representa en la querella de la jueza argentina María Servini a dos de estos fusilados del 27 de septiembre, Txiki Paredes y Xose Humberto Baena, ello después de agotar toda la vía jurisdiccional en el Estado español.


El fuerte compromiso político de Doris le llevó a participar en las elecciones generales del 20 de noviembre de 2015 como candidata de Unidad Popular al Senado a pesar de que la campaña tuvo que ser dura para ella. Aún así, participó con el mismo entusiasmo de siempre y estuvo donde había que estar. No no nos privó de su sonrisa ni decayó la fortaleza con la que siempre luchó contra la injusticia.


Doris siermpre estaba ahí y no sólo como activista, sino como profesional de primer nivel que era. Pero Doris nunca ha estado sola, decenas de activistas siempre hemos estado con ella, centenares, a veces miles de personas hemos compartido también sus luchas que eras las de todas y todos.


En estos momentos de auténtica decadencia y crisis de este Régimen corrupto y autoritario hasta la médula, absolutamente inservible ya para el conjunto social y sólo útil para los privilegiados, tenemos que aprovechar la rica experiencia de estas décadas de lucha en Valladolid de las que Doris ha sido una parte imprescindible, para dar un paso adelante y exigir un cambio ya. ¿A quién le da miedo tal proceso ?


 
 

Redes Sociales

 

CONSULTAR CÓDIGO HTML ANTES O NO EDITAR ESTA SECCIÓN (imágenes ocultas, sustituidas con sprites css)



 

izquierda castellana logo

Convocatorias destacadas

Salvemos ÚltimoCero campaña Valladolid

20D votación Castilla - Unidad Popular - Doris Benegas



20D votación Castilla - Unidad Popular - Izquierda Castellana

Destacados

Puedes encontrar los artículos anteriores en la sección 'Archivo' y a través de 'Buscar'.

Conoce Castilla: Vídeos y artículos sobre la historia, parajes, gastronomía...

Manda las convocatorias que quieras difundir desde la sección de contacto

Libro primavera comunera

Varios

yesca logotipo



Villalar 2012 vídeo resumen