Página principalDocumentos PolíticosFormaciónConoce CastillaContactaCalendarioBuscarArchivo



[+] Más Noticias


¿Te has traído la gaita? . Fecundo Blanco, tamboritero de El Cubillo. PDF Imprimir E-mail
Escrito por Dani.   
Jueves, 15 de Marzo de 2012 12:02

¿Te has traído la gaita?

FACUNDO BLANCO, TAMBORITERO DE EL CUBILLO

 

Nacido en El Cubillo, el 27 de noviembre de 1909, hijo del tamboritero Eloy Blanco Álvaro y sobrino del dulzainero Juan Blanco, desde niño había trabajado en el campo, aunque por vocación y también, como podemos comprobar, por tradición familiar, siempre quiso y amo a la música desde lo más profundo de su ser. Destacar que su tío, Juan Blanco, fue uno de los últimos en utilizar la dulzaina diatónica (sin llaves).

 

Facundo, no solo era redoblante, sino como era costumbre en épocas pasadas era dulzainero y es que antiguamente existía la “sana costumbre” de que dulzaineros y redoblantes tocaban ambos instrumentos como una manera de facilitar la compenetración con el compañero y por puro amor a la música.

Su padre y su tío eran conocidos en la comarca, musicalmente hablando, como “Los Chiquitos” e iniciaron a Facundo en el oficio. Aprendió también de otros intérpretes como “Los Santiagones” de Guijar y de “Los Pichilines” de Peñafiel, uno de los pocos grupos que en aquellos años tocaba a dos dulzainas.

 

Además de aprender de su padre y de su tío y de los grupos más destacados de la época, también enseñó en Madrid a diversos grupos de alumnos de escuelas de dulzaina, ya que en sus últimos años de vida, vivía a caballo entre esta ciudad, donde residían sus hijos, y su pueblo.

 

Facundo acompañó con la caja a los mejores dulzaineros de esos años. Durante 8 años formó pareja estable con Vicente Contreras, pero con quien durante más tiempo formo dúo musical fue con Mariano Contreras durante aproximadamente 30 años. En los años 70 formó pareja con su sobrino Paco García Blanco, con quien llegó a grabar un disco. De forma esporádica también tocó con otros grandes dulzaineros como Paulino Gómez “Tocino” el “Tío Parroquias” de Aldearreal, Marcos Piñuelas o “El Tío Luis” de Matabuena. Así mismo fue requerido por el maestro Agapito Marazuela, Joaquín González o grupos como Hadit, Nuevo Mester de Juglaría e Ismael y la Banda del Mirlitón en colaboraciones más o menos esporádicas.

 

Es importante decir que Facundo participó en la grabación de un disco muy interesante titulado “Segovia Viva”. En este trabajo cabe destacar una magnífica interpretación de “La Pinariega” a cargo de Joaquín González a la dulzaina y del propio Facundo Blanco al tamboril.

 

Quienes tocaron con él, dicen que con su caja te arropaba con su ritmo pausado pero alegre y que tocar la dulzaina con Facundo era un auténtico deleite.

 

Hace unos años pude escuchar en el pueblo de La Hiruela a un dulzainero y un redoblante. Dos personas, ya de cierta edad, a las cuales se las notaba claramente que llevaban tocando mucho tiempo juntas. Frente a hoy en día, en que a veces nos sentimos orgullosos de tocar mucho tiempo sin que el labio “decaiga” y esa equivocación que tenemos a la hora de identificar virtuosismo con velocidad, este dúo nos mostraba la calma, el cariño, una compenetración de años; en su música todo fluía de forma natural y los que les escuchábamos percibíamos que ahí delante era donde realmente teníamos a dos grandes intérpretes, que junto a su sencillez, nos mostraban una forma de hacer música que va mas allá de saber tocar una dulzaina y una caja.

 

Facundo Blanco era de esa escuela. Dicen que cuando le visitaba o veía a algún dulzainero lo primero que le preguntaba era ¿Te has traído la gaita? Facundo murió un 5 de septiembre de 1998, cuando iba a tocar a las fiestas de Requijada, pueblo cercano a El Cubillo.

 

La dulzaina hoy en día se escucha junto a otras, a varias voces y en canciones con arreglos donde podemos ver hasta donde es capaz de llegar este instrumento. Dentro de la música folk se le añaden guitarras y bajos eléctricos e incluso la podemos escuchar en canciones de música ska. Todo ello es muy positivo y enriquecedor. Pero no olvidemos que la pareja necesaria de la dulzaina es la caja, y que caja, redoblante, dulzaina y dulzainero deben formar una unidad como la forma el intérprete que toca un pito de tres agujeros con su mano izquierda y el tamboril con su mano derecha. En ello encontramos la esencia de lo que es “la unidad” dulzainero, redoblante.

 

Este artículo no pretende sino homenajear a los redoblantes, tan importantes como el dulzainero, ni más ni menos, en la persona de uno de los más grandes, Facundo Blanco.

 

¿Te has traído la gaita?

 
 

Redes Sociales

 

CONSULTAR CÓDIGO HTML ANTES O NO EDITAR ESTA SECCIÓN (imágenes ocultas, sustituidas con sprites css)



 

izquierda castellana logo


Presentación libro Doris Benegas en Vallekas


Convocatorias destacadas

Salvemos ÚltimoCero campaña Valladolid

20D votación Castilla - Unidad Popular - Doris Benegas

Destacados

Puedes encontrar los artículos anteriores en la sección 'Archivo' y a través de 'Buscar'.

Conoce Castilla: Vídeos y artículos sobre la historia, parajes, gastronomía...

Manda las convocatorias que quieras difundir desde la sección de contacto

Libro primavera comunera

Varios

yesca logotipo



Villalar 2012 vídeo resumen