Vecinos de Pozuelo se niegan a que el municipio sea “un estercolero donde no quiera vivir nadie”

Manifestación en Pozuelo (Albacete)
Comparte este artículo:

“No va a venir Cefusa a echarme de mi pueblo, ni a ti del tuyo”. Es una de las frases que resume la jornada que ha vivido la localidad de Pozuelo (Albacete) este fin de semana. Vecinos del municipio, miembros de la plataforma contraria a la instalación de la macrogranja y otros llegados de distintos puntos de la región se han sumado a este movimiento ciudadano que trata de impedir que la empresa Cefusa-El Pozo instale una explotación ganadera intensiva de porcino con proporciones hasta ahora no vistas en la región.

Y es que esta macrogranja proyectada se ubicaría en la Finca La Lossa: 1.100 hectáreas de terreno en el término municipal de Pozuelo y quedaría muy cerca de núcleos de población como La Zarza (1,5 kilómetros), Casas de Cañete (1,7 kilómetros), Argamasón (2,3 kilómetros), de Pozuelo (2,6 kilómetros) y de La Solana que está a tres kilómetros.

“Aunque somos gente de pueblo tenemos dignidad y vamos a luchar en la defensa de nuestro entorno y de nuestra salud y para que esta empresa abandone la idea de instalarse en nuestro pueblo, porque no queremos ser un estercolero donde no quiera vivir nadie” declaraba Inmaculada Lozano, portavoz de la plataforma.

Así, cientos de personas acudían a una charla-debate que pretendía dejar claros los perjuicios para la salud, que a juicio de la plataforma, supone tener cerca una infraestructura. Desde la plataforma indican que ha sido todo un éxito por la gran participación no sólo de vecinos de Pozuelo y de los pueblos de la comarca, como Balazote, San Pedro, Argamasón, La Solana, La Zarza, Casas de Cañete o Peñas de San Pedro sino también por un numeroso grupo de personas venidas de pueblos de toda la región castellano-manchega afectados o sensibilizados con lo que estos colectivos vienen denunciado como una desmesurada y descontrolada proyección de instalaciones de ganadería intensiva porcina que se viene dando en toda Castilla-La Mancha. A la charla han asistido vecinos de Mota del Cuervo, Bonete, Alpera, Ayora, entre otros…

Esta movilización ha conseguido aunar apoyos en torno a la plataforma. En la charla y posterior manifestación estuvieron presentes miembros de EQUO, de Podemos, de PP, de UCIN o de PSOE. Pero los vecinos señalan la ausencia del alcalde del municipio, Gregorio Moreno (PSOE), que se muestra partidario a este proyecto de Cefusa-El Pozo valorando positivamente los puestos de trabajo que ha prometido la empresa promotora. Fue el gran ausente, tal y como ha explicado a esta redacción Inmaculada Lozano, que asegura que desde la plataforma solo se le pide “que escuche a su pueblo y se una a la petición popular en defensa del entorno y de la salud pública de los habitantes de la comarca”.
Manifestación en Pozuelo (Albacete)

Manifestación en Pozuelo (Albacete)

La “falsa promesa” de la fijación de población

“Con las falsas promesas de fijar población y crear empleo nos intentan convencer de que estos proyectos crean desarrollo y riqueza en nuestros pueblos”, señala Lozano, aludiendo a la experiencia de otras poblaciones. Ejemplos como Balsa de Ves, Cancarix en Hellín o Castilléjar en Granada donde en 2008 había 1.624 habitantes y 43 parados y en 2017 hay 1.344 habitantes y 93 parados, dan buena cuenta de una realidad que no es la que están vendiendo las industrias promotoras de estas instalaciones, denuncian los vecinos.

Ante esta realidad la plataforma pide al Gobierno de Castilla-La Mancha un plan estratégico que que valore los efectos que este tipo de instalaciones provoca tanto en el medio ambiente y en la salud como en la economía y demografía y que se trabaje por un efectivo desarrollo rural que fije población y sea compatible con la calidad de vida del mundo rural.
Una planta de compostaje para purines en San Pedro

Una de las últimas novedades, también relacionadas con la macrogranja de Pozuelo y Argamasón ha sido el archivo, por parte de la Viceconsejería de Medio Ambiente, del proyecto para la puesta en marcha de una planta de compostaje en San Pedro. Una infraestructura que estaría llamada a convertir en compost parte de los purines que se generen de la granja intensiva planeada en Pozuelo.

Así lo asegura Inmaculada Lozano, quien también apunta a que de este proyecto, pese a haberse presentado a finales del 2017, no se ha sabido nada hasta el 31 de mayo de 2018. “Creo que eran proyectos que iban ligados”, dice la portavoz de la plataforma que asegura que el este proyecto estaba planteado justo en una zona protegida de l término municipal de San Pedro y “no tenía ni pies ni cabeza”.

Comparte este artículo: