Los cabos sueltos del ‘caso Cifuentes’

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes
La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes
Comparte este artículo:

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, no comparece ante la prensa desde el 21 de marzo. Ese día se hicieron públicas unas supuestas irregularidades en su expediente académico que están en manos de la Fiscalía y sobre las que la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) ha abierto una investigación interna apenas 24 horas después de que el rector, Javier Ramos, y dos catedráticos comparecieran para avalar a la presidenta.

El comité de la ejecutiva regional del PP de Madrid, que preside Cifuentes, se reúne esta mañana. El entorno de la presidenta señala que tendrá una intervención “muy contundente” sobre este asunto. La reunión coincide en la sede madrileña de Génova con el cónclave del PP nacional, al que se prevé que asista Mariano Rajoy. Por otro lado, la junta de portavoces de la Asamblea de Madrid decidirá hoy la fecha de un pleno extraordinario para abordar este asunto entre mañana o el 4 de abril.

La presidenta regional se apuntó en el curso 2011- 2012 al máster en Derecho Público del Estado Autonómico —de 60 créditos, 600 horas— en el campus de Vicálvaro de la URJC, cuyo rector era entonces el catedrático de Derecho Constitucional, Pedro González Trevijano, actual magistrado del Constitucional. En el curso, Cifuentes ejerció primero de diputada de la Asamblea de Madrid y, desde enero de 2012, como delegada del Gobierno en Madrid. Era una de los 21 alumnos.

En las actas del máster aparecían como “no presentadas” la asignatura Financiación de las Comunidades Autónomas y las Entidades Locales y el trabajo de fin de máster, tal como reveló eldiario.es. Ambas notas fueron cambiadas por un Notable en octubre de 2014, cuando el rector era el historiador Fernando Suárez, que no se presentó a la reelección acosado por un escándalo de plagios. El cambio de notas lo hizo la funcionaria Amalia Calonge, que trabaja en otro campus de la URJC, el de Alcorcón y es conocida de Cifuentes desde hace décadas.

Para intentar aclarar esa actuación, Cifuentes aportó el correo que el profesor de la materia, Pablo Chico, le envió a la citada funcionaria. Distintos docentes de la URJC consultados por este periódico señalan que ese no es el procedimiento reglamentario una vez cerradas las actas. Se necesita un documento firmado. “Por supuesto que alguna vez me he equivocado poniendo notas. Pero me acerqué a secretaría a cambiarlo y firmé en uno de los laterales para señalar que estaba conforme”, explica Carmen Caffarel, catedrática de la URJC.

Trabajo Fin de Máster

Cifuentes no ha hecho público el Trabajo de Fin de Máster (TFM) ni el registro de su presentación. Sí envió a los medios el acta del día que defendió el trabajo: 2 de julio de 2012. Ese día la selección española de fútbol regresó a Madrid para festejar la Eurocopa. Como delegada del Gobierno, Cifuentes era responsable del operativo de seguridad. Además, aún no tenía todo aprobado como es preceptivo para defender el TFM, explican fuentes de la URJC.

El que figura como director del trabajo en esa acta es el catedrático Enrique Álvarez Conde, que ha avalado la versión de Cifuentes. Las tres profesoras miembros del tribunal, discípulas de Álvarez Conde, eran todas del mismo campus, lo que contradice el reglamento actual de TFM, así como el hecho de que no hubiera al menos una funcionaria.

Comparte este artículo: