“Tras los pensionistas y las mujeres, ahora nos toca a los precarios unirnos para echar a Rajoy”

Comparte este artículo:

Partió de León el pasado día 10 y se piensa llegar a  Madrid el próximo día 24. Hoy ha llegado a Valladolid la columna de la Marcha Básica contra el Paro y la Precariedad, con un objetivo muy claro: “Acabar con la política de miseria”.

Son cinco puntos: Implantación de la Renta Básica y mientras se consigue, cumplimiento de la Carta Social Europea (674 euros salario mínimo mensual). Trabajo digno. Derecho a la vivienda; los 5 puntos de la PAH; Pensiones decentes, y Sanidad y Educación públicas. Los derechos sociales”explica Manuel Cañada, activista de Extremadura, de los Campamentos de la Dignidad y participante de la Marcha Básica contra el Paro y la Precariedad a su entrada en Valladolid.

“Sin trabajo digno”, añade Cañada, “no se pueden garantizar las pensiones. Tras las grandes manifestaciones de los pensionistas y las mujere  s, ahora nos toca a los precarios, para unirnos todos y echar a Rajoy. Hay un clamor que va creciendo y que se resume en: ‘¡Gobierno dimisión!’.

Manuel Cañada, que camina en la mitad de la comitiva en fila de a uno, señala: “Esta no es una Marcha de mentirijillas; está atada con coraje y no con billetes. Formamos parte de un movimiento con pocos medios, que tarda en crecer. La Marcha es una bola de nieve, una máquina de construcción de solidaridad… Es necesaria la confluencia de la indignación que algunos creían que ya había pasado, pero la rebeldía vuelve a aflorar. La Marcha, estoy convencido, es el inicio de un proceso de movilización”.

Son más de 40, (10 mujeres) procedentes de Extremadura, Valencia, Cataluña, León, Galicia, Castilla, Asturias…“En Valladolid se sumarán unos cuantos más y el 17 esperamos a un grupo importante de compañeros. En todos los sitios por los que hemos pasado el recibimiento ha sido muy bueno. Con decirte que a penas hemos tocado la comida que llevamos por las aportaciones que nos han hecho”, dice el vallisoletano Teo, responsable de la Marcha. 

En la Marcha también va Cándido, nombre que automáticamente se asocia al de Morala [Juan Manuel Martínez Morala]. Los dos trabajadores de los astilleros Naval, de Gijón, y militantes de Corriente Sindical de Izquierdas, que inspiraron a Fernando León de Aranoa para rodar ‘Los lunes al sol’Cándido González tiene hoy 65 años y  es“jubilado del sector naval”. Marcha con un cartel con el rostro de M. Rajoy y el texto: ‘No habrá paz para los parados’.

“La Marcha de 2014 fue una marcha espectacular… Hoy hay muchos conflictos, el de los jubilados, el de las mujeres… Nosotros pensamos que no hay futuro, por eso estamos aquí. El paro es consecuencia del sistema depravado.Tenemos razones más que suficientes para protestar. Este Gobierno no merece ni un minuto más seguir en el gobierno. Estamos sufriendo una represión brutal”, lo dice alguien que sabe de lo que habla, incluso entró en prisión en 2007 por las movilizaciones contra la reconversión.

CANDIDO GONZÁLEZ esta mañana en Valladolid. FOTO: Gaspar Francés
CANDIDO GONZÁLEZ esta mañana en Valladolid. FOTO: Gaspar Francés

Como si las palabras las hubieran escuchado sus compañeros de Marcha, gritan: ‘Rajoy y Cospedal, a Soto del Real’;‘No es un presidente, es un delincuente’´;  ‘Mariano, recuerda, tenemos una cuerda’; ‘Ahora robar lo llaman recortar’;  ‘Vuestros sobres son nuestros recortes’; ‘No hay, no hay otra manera, o con la patronal o con la clase obrera’; ‘Sí, sí, sí se puede’; ‘La lucha es el único camino’: ‘De Norte a Sur, de Este a Oeste…’.

Procedente de Asturias, viene caminando desde León Miguel Ángel Fernández, de 66 años. A igual que Cándido hizo una etapa anterior simbólica: “Pasar el Puerto de Payares”.

“Volvemos a la carretera. No basta con estar en las instituciones. Hay que estar en la calle… hasta Madrid, si sobrevivo”, expresa Fernández, que se protege de la lluvia con un chuvasquero y una boina, con la bandera republicana y que interrumpe su discurso para sumarse al grito de sus compañeros contra la monarquía y pedir que se apliquen ‘Los recortes a la Policía y a la Casa Real’.

Toni (de Valencia) junto a Miguel Luis de parados en movimiento con el megáfono. FOTO: Gaspar Francés
Toni (de Valencia) junto a Miguel Luis de parados en movimiento con el megáfono. FOTO: Gaspar Francés

Toni viene de más lejos, Valencia,  y pertenece a ‘Sillas contra el hambre’“Llevamos tres años y medio sentándonos todos los lunes a la puerta del Ayuntamiento, y algo hemos conseguido, como el transporte gratuito para los parados”.

“Si conseguimos”, añade, “parte de las cosas que pedimos, esta Marcha habrá servido; en caso contrario, la Marcha no habrá servido de nada. De entrada esta Marcha tiene algunas diferencias con las que ya se han hecho como llegar a Madrid y quedarnos.  No puede ser que nadie para poder vivir dependa de la suerte; de ser negro, blanco o gitano, hombre o mujer, fuerte o débil… Eso es una injusticia bárbara”.

Manuel, Cándido, Miguel Ángel, Toni… y el resto de miembros de la Marcha salieron hoy a las 8.30 horas de Villanubla. A las 11.20 horas estaban ante el Tanatorio las Contiendas, en la carretera de León. Allí les aguardaba, entre otros, el procurador de IU-EQUO José Sarrión. Allí han tenido que esperar, por indicación de la policía, a que fueran las 12 para continuar, aunque marcharan de uno en uno, formación que se mantendría hasta alcanzar la Plaza Mayor donde se ha visto al procurador de Podemos Pablo Fernández y a los concejales Charo Chávez y Alberto Bustos. Solo al llegar al Puente Mayor han podido desplegar la pancarta: ‘En contra´l Paru y la Precariedá. ¡¡Renta Básica Ya!!’, que traían los asturianos.

En la Plaza Mayor varios de los caminantes han tomado la palabra, desafiando  a la lluvia. Entre otros el vallisoletano Miguel Luis, de Parados en Movimiento, quien ha dado la Bienvenida a la Marcha y ha dicho sentirse orgulloso de que “los y las participantes pisen el suelo de su pueblo”, además de contar una historia de esquimales y osos. 

El leonés Ramiro Pinto ha dicho: “Estamos haciendo la revolución. El poder del pueblo”.

Un catalán, con un lazo amarillo en la pechera, manifestó: “Todas las luchas son nuestras luchas. Apoyamos a los pensionistas, a las mujeres… La única fuerza es la solidaridad”.

También hablaron Manuel Cañada, María José Atienza (gallega), que dijo estar en la Marcha para que sus nietos no le saquen los colores y puedan decir que no hizo todo lo que podía para cambiar la situación; Mariano Salazar, quien intervino en nombre de su hermano enfermo que no podía participar; Carmen Martín (asturiana); Toni (valenciano); Encarna (de Valladolid)… 

Con los gritos de ‘Sí, sí, sí nos vamos a Madrid’; ‘Pan, Trabajo y Dignidad’ y  ‘¡Qué viva la lucha de la clase obrera!’ se dio por finalizado el acto. Todos se dirigieron al comedor universitario. Por la tarde algunos se desplazarían a Laguna de Duero para participar en una charla organizada por la Coordinadora por la Defensa del Sistema Público de Pensiones, que el sábado se manifestará en todo el país; en Valladolid saldrá a las 12 horas, de la Plaza Zorrilla. Y el resto iría al Centro Cívico Esgueva, donde tenían programadas una serie de actividades, para irse pronto a la cama. Mañana, a las 8.30 horas, está prevista la salida en dirección a Tordesillas. Otra vez las Marchas en marcha. 

Comparte este artículo: