Madrid: El Ayuntamiento amplía los casos considerados asesinatos por violencia de género.

Comparte este artículo:

El Pleno del Ayuntamiento de Madrid ha respaldado ampliar en su protocolo de actuación la condición de víctima de violencia de género a las víctimas indirectas, como familiares y amigos y amigas asesinados, menores, víctimas de la violencia sexual y prostitutas o víctimas de trata asesinadas en el ejercicio de la prostitución.

El paso que ha dado el Consistorio durante el Pleno de este miércoles implica, por un lado, la puesta en marcha del protocolo de condena en todos estos casos que antes quedaban fuera: la condena en la página web y en las redes sociales del Ayuntamiento de Madrid, en el caso de las víctimas de fuera de la Comunidad de Madrid; la condena y un minuto de silencio, en el caso de las víctimas de la Comunidad de Madrid, y la condena, el minuto de silencio y tres días de luto, en el caso de las mujeres asesinadas que fueran vecinas de la ciudad de Madrid.

Por cada mujer asesinada en la capital se creará un comité de crisis dentro del protocolo municipal, formado por un equipo multidisciplinar que investiga el caso a fondo, evalúa la actuación de los servicios municipales y analiza las causas para obtener propuestas de mejora que ayuden a erradicar las violencias machistas en Madrid.

Intervención integral, asistencia, reconocimiento y ayuda

La decisión supone que mujeres como Diana Quer o Laura Elizabeth, cuyo caso contó Madridiario el pasado 8 de febrero, puedan ser consideradas víctimas de violencia de género. La iniciativa, presentada por Ahora Madrid y el PSOE, ha salido adelante en el Pleno con el apoyo de todos los grupos.

La delegada del Área de Políticas de Género y Diversidad, Celia Mayer, ha recordado que la Ley Integral contra la Violencia Machista solo reconoce como víctimas de violencia machista a mujeres que han sido asesinadas en el marco de una relación de pareja o de expareja. Tras la aplicación de dicha ley, todos los acuerdos internacionales han ampliado el concepto de violencia contra las mujeres y han introducido otros casos.

Atenderlas como víctimas de género supondrá que no sean identificadas como víctimas de “crímenes comunes de asesinato” dado que requieren reconocimiento institucional como víctima de violencia de género, profesionales especializados y juzgados específicos, con todo el protocolo adaptado a la cuestión de género.

Con esta adaptación, el protocolo municipal ofrecerá a las víctimas indirectas intervención integral, políticas de reparación, reconocimiento y asistencia de mano de los comités de crisis para todos los casos que no están incluidos en la ley.

Comparte este artículo: