Casi uno de cada tres pacientes de Sacyl en Zamora tiene más de 65 años.

Comparte este artículo:

Casi uno de cada tres pacientes de Zamora, el 30,15% es mayor de 65 años, tres puntos por encima de la siguiente provincia más envejecida, como León, que tiene el 27% y casi cinco de las que vienen a continuación, como Ávila, Salamanca o Soria. El índice de dependencia, que mide la relación entre los grupos de población potencialmente dependiente (menores de 20 años y mayores de 64) con los potencialmente activos se sitúa en Zamora en el 77,30%, diez puntos por encima de la media de la comunidad autónoma. Es uno de los datos más llamativos que se puede extraer del análisis realizado por Sacyl de los ciudadanos atendidos por la sanidad pública, mediante la extrapolación de los datos de las tarjetas sanitarias. Los índices de envejecimiento y sobreenvejecimiento son también mucho más altos en Zamora que en el resto de la comunidad.

Los datos que revelan claramente los problemas de despoblación y envejecimiento. Es Zamora, con una pérdida del 9,90% de los pacientes desde 2005 la provincia con mayor descenso de tarjetas sanitarias. De hecho en ese largo periodo solo hay dos zonas básicas de salud, la de Parada del Molino y Diego de Losada (Puerta Nueva) en la capital que han ganado población, mientras el resto la ha perdido habitantes. En algunos casos se trata de perdidas moderadas, como en la zona básica de Salud Doctor Fleming (Sana Elena), con un 3,7%, o la de Virgen de la Concha (3,79%), esta última la que más pacientes atiende de la provincia 20.849.

En el lado opuesto se sitúa Alta Sanabria que es la zona básica de salud con menos usuarios, tan solo 605, después de que, desde el año 2005 haya perdido nada menos que la tercera parte de los asegurados, el 36,05%. Las necesidades sanitarias tienen que ver con varios factores y entre ellos uno de los más importantes el envejecimiento ya que a más edad mayores son las necesidades de atención médica, de enfermería y consumo de fármacos.

Pues bien, Zamora es la provincia con más pacientes mayores, el mencionado porcentaje del 30,15% de los usuarios del sistema público cuentan con más de 65 años. También es cierto que es la provincia con menos infancia, ya que no llegan al 9% los pacientes menores de 14 años. La población extrajera tiene también un peso bajo, del 3,14%, el menor de toda la comunidad.

Dentro de la propia provincia es la zona de salud de Carbajales la que tiene más abuelos: un 56% de los pacientes tiene más de 65 años. Le siguen de cerca Alta Sanabria, con el 52%, Vidriales con el 49%, Carballeda y Tábara, que superan el 47% o Aliste, el 46%. Las zonas menos envejecidas son las del Puerta Nueva y Parada del Molino, ambas en la capital, donde “solo” un 22% y un 18% de mayores de 65 años. De hecho solo bajan del 30% los centros de salud de Zamora, Benavente y Toro, que son, claro, los que más niños atienden. Solo pasan del 10% o se acerca a este porcentaje de pacientes menores de 14 años los consultorios de las ciudades más importantes.

La colonia extranjera más importante es la de los rumanos y búlgaros, ambos por encima de mil asegurados, seguidos de portugueses, 824 y marroquíes, 741. A estos grupos les siguen dominicanos (182), chinos (164), colombianos (158), brasileños (104), venezolanos (73) y argentina (68).

Los datos de usuarios de tarjetas sanitarias ofrecen otros datos curiosos. Por ejemplo que en Zamora han más pacientes de la sanidad pública femeninos (83.329) que masculinos (81.292). Hay que tener en cuenta que no todos los zamoranos tienen tarjeta de la sanidad pública, por eso la cifra de asegurados, 164.621, es menor a la de la población total de la provincia. El 3,14% de las tarjetas sanitarias están en manos de población extranjera.

Comparte este artículo: