Las pruebas de drones impiden volar al helicóptero del Sacyl y dejan a los leoneses sin rescate aéreo

Comparte este artículo:

La operatividad del helicóptero de Sacyl es ‘cero’ desde las diez de la mañana hasta las 13:00 horas | Defensa cierra el espacio aéreo desde la cota de tierra hasta los 14.500 pies

Cualquier emergencia de la provincia de  León requiera, por su especial gravedad la presencia del helicóptero medicalizado de Sacyl, no podrá ser atendida.

El rescate y traslado de heridos se encuentra inhabilitado desde hace días en la provincia al afectar a la aeronave de Sacyl una zona de exclusión establecida por Defensa, y que se extiende desde la base de La Virgen del Camino. El objeto de esta zona de exclusión se encuentra motivado por la necesidad de proceder a la certificación de aviones no tripulados (drones).

La limitación aérea Civil e, incluso, impide que cualquier aeronave pudiera acceder al Complejo Asistencial de León capital al afectar la zona de exclusión a ese área.

La situación supone una «grave irresponsabilidad» según se ha advertido este martes al anteponer la «certificación de drones» a las situaciones de emergencia real e incluso a la propia vida de los ciudadanos.

 Drones

Las limitaciones en los servicios aéreos de asistencia médica y rescate comenzaron en los últimos días de la pasada semana y no tienen fecha límite, por lo que podrían mantenerse activas durante días o semanas.

La apertura de una zona de exclusión aérea en la provincia de León tiene lugas después de que se procediera al desplazamiento de la unidad de drones del aeródromo de Pajares de los Oteros a la base de La Virgen del Camino.

Espacio para un ‘evasan’

Por su parte fuentes militares que han preferido no ser identificadas han asegurado que los problemas generados por el «área de exclusión» no son tales y que los mismos se deben a «mala comunicación entre los organismos afectados» o un posible «desconocimiento de los protocolos para este tipo de casos».

Las mismas fuentes han remarcado que existe un protocolo de actuación «claro y conciso» cuando se solicita en términos militares lo que se conoce como «un ‘evasan’», una evacuación médica de emergencia.

En base a ese protocolo tanto la torre de control como los responsables de vuelo de Defensa modifican trayectorias y alturas con el fin de permitir el paso de los medios de emergencias (en este caso un helicóptero medicalizado de Sacyl). El problema podría haber radicado en una «falta de comunicación» entre las partes.

 

Comparte este artículo: