Manifiesto de las Marchas de la Dignidad ante el 1º de mayo – Madrid

Comparte este artículo:

En nuestra voluntad está el propósito de extender el germen unitario de organización, el mismo que ha hecho posible las Marchas de la Dignidad.

El 1º de Mayo es el día de la clase obrera, y este año viene precedido por la manifestación más grande que hemos llevado a cabo: la manifestación del 22 de Marzo. No sólo superó a todas las manifestaciones que se recuerdan, la manifestación del 22 de Marzo forma parte de la Historia porque se ha hecho con la voluntad soberana de nuestros pueblos, que han decidido irrumpir en la escena política con voz propia, desafiando el silencio de los grandes medios de comunicación y tomando la iniciativa para convocar superando a las cúpulas sindicales instaladas en el pacto social y en la desmovilización.

El 22 M ha sido tan trascendental que después han querido ocultarlo tras un montaje policial y una provocación, de forma que el mensaje que llegara a nuestros pueblos fuera el de la violencia y la criminalización, llamamos a la más amplia y firme solidaridad con todas las personas represaliadas, especialmente para conseguir la libertad inmediata de Miguel e Ismael.

Las Marchas de la Dignidad son la máxima expresión de las luchas obreras y populares que en los últimos tiempos han demostrado una nueva voluntad de resistencia y de combate ante la patronal y el gobierno. Gamonal, Panrico, Coca-Cola, las luchas de lxs barrenderxs, de los mineros, de las personas paradas, pensionistas, de la juventud, contra la privatización de la sanidad y de la educación, contra los ERE´s y cientos de otras que demuestran que los tiempos de lamentos han pasado.

La clase obrera y los pueblos han aprendido que la lucha es el único camino.

El mandato de millones de personas, las que han venido y las que se han quedado en sus territorios apoyando, exige que los objetivos de las Marchas de la Dignidad se constituyan en programa político del nuevo movimiento que ha nacido: NO AL PAGO DE LA DEUDA. NI UN RECORTE MÁS. FUERA LOS GOBIERNOS DE LA TROIKA. PAN, TRABAJO (O RENTA BÁSICA), TECHO Y SERVICIOS PÚBLICOS PARA TODOS Y TODAS. A ellas se unen las reivindicaciones que las y los representantes de las Marchas de todos los territorios, reunidos en Barcelona, hacen constar en el Manifiesto Estatal como el Derecho de los Pueblos a Decidir o la Plena Igualdad de las Mujeres, dos reivindicaciones que se suman al nuevo Movimiento de la Dignidad.

Este programa tiene la voluntad de unir en una sola lucha a los diferentes sectores.

Las Marchas de la Dignidad han demostrado que es posible y absolutamente necesario quitar a la extrema derecha española, como extrema capitalista que es, la denuncia de una UE que sólo sirve al capital global, cuando ni en el seno de uno ni de otro tienen cabida los derechos más elementales de la clase obrera y de los pueblos. Los objetivos políticos del 22M, y de forma destacada el “No al pago de la Deuda” pueden servir de base a movilizaciones unitarias con otros pueblos europeos oprimidos por las mismas políticas y las mismas instituciones que nos oprimen.

Una vez más este 1º de mayo se convocan en Madrid manifestaciones sindicales con recorridos distintos, nosotras y nosotros que hemos luchado unidos el 22 M, lamentamos profundamente esa división. Las y los compañeros y compañeras de las Marchas de la Dignidad estaremos en todas las manifestaciones difundiendo nuestra voz, que es también la de la clase obrera que clama por la unidad de clase frente a nuestros enemigos comunes. Reconocemos y valoramos el trabajo de las y los sindicalistas de diferentes organizaciones, así como el trabajo de las organizaciones sindicales que forman parte de las Marchas de la Dignidad y que han trabajado en ellas porque comparten sus objetivos políticos.

En nuestra voluntad está el propósito de extender el germen unitario de organización, el mismo que ha hecho posible las Marchas de la Dignidad. Para llevar a cabo esa tarea debemos pedir vuestra participación, que la unidad eche raíz en cada centro de trabajo y de estudio, en cada pueblo y en cada barrio. Sin la construcción de organizaciones de base y unitarias, articuladas en torno a nuestros ejes programáticos, corremos el grave riesgo de que el movimiento se disuelva, y eso no nos lo podemos permitir.

Conscientes de ese peligro, os llamamos a todas y todos para hacer crecer la organización que impulsó el 22 M.

 

Caja de Resistencia: aportar un día de salario o de pensión o hacer una donación a la cuenta:

Beneficiario: Marchas de la DIGNIDAD 22M

Caja Laboral ES89 3035 0376 17 3760006480

Concepto: DONACIÓN

Comparte este artículo: