Ruz cita a los extesoreros del PP Bárcenas y Lapuerta el próximo jueves

Comparte este artículo:

El juez Pablo Ruz ha iniciado las diligencias de investigación en la pieza separada sobre los papeles de Bárcenas. Para ello ha citado el próximo jueves día 21 como imputados a los extesoreros del PP Luis Bárcenas y Álvaro Lapuerta. Un día antes, el miércoles 20, Ruz ha llamado a declarar como testigos al director de EL PAÍS, Javier Moreno, y al exdiputado y exsenador del Partido Popular por Vigo Carlos Mantilla. El director de EL PAÍS, Javier Moreno, entregó el 4 de febrero a agentes de la Policía Judicial, a requerimiento de la Fiscalía Anticorrupción, los denominados “papeles secretos de Luis Bárcenas”. Los documentos recogen la supuesta contabilidad manuscrita en la que Bárcenas registró entradas y salidas de dinero en el partido desde 1990 a 2008, con la excepción de los años 1994, 1995 y 1996.

Por su parte, el exdiputado y exsenador del PP por Pontevedra Carlos Mantilla aseguró el 1 de febrero en una tertulia de la radio autonómica gallega que “es una hipocresía pensar que los partidos no tienen una financiación ilegal”. Mantilla comentó que “es sabido de todo el mundo” que los partidos se financian con dinero negro. “Hay dinero negro en los partidos, casi siempre”, agregó durante un programa de la emisora Radio Galega.

En su auto, de siete páginas, Ruz da un puñetazo en la mesa para que se le entregue la documentación que la Fiscalía Anticorrupción reclamó al PP, al Tribunal de Cuentas y a la Agencia Tributaria al iniciar sus diligencias el pasado 24 de enero. El juez otorga un plazo de cinco días al Partido Popular para que, a través de su tesorero actual, remita la documentación sobre los movimientos de la cuenta denominada “Donativos del Partido Popular” con “detalle de los ingresos y gastos habidos en los ejercicios de 1990 a 2011”. También le pide que identifique y desglose las cuentas bancarias destinadas al ingreso de las donaciones y el resto de cuentas de la formación conservadora en los mismos años. Esta contabilidad había sido solicitada ya por la Fiscalía Anticorrupción.

El magistrado reclama, también en el plazo de cinco días, al Tribunal de Cuentas, que le envíe la contabilidad que el PP le entregó entre los ejercicios 1990 y 1999, así como las comunicaciones de las donaciones recibidas por el PP.

Finalmente pide a la Agencia Tributaria que le remita –en el consabido plazo de cinco días- la información sobre retenciones e ingresos a cuenta presentados por el PP. También le exige que justifique las “causas que motivan la falta de disposición” de una serie de datos, como las donaciones realizadas y recibidas por el PP entre 1990 y 2002, los cheques cobrados en efectivo entre 2002 y 2005, la declaración de ingresos y pagos en sus relaciones con terceros entre 1990 y 2005 y las declaraciones de IVA e impuesto de sociedades entre 1990 y 2005.

El juez ordena que se haga también una nueva pericial caligráfica a los extesoreros, después de que una primera prueba realizada a Bárcenas resultara invalidada porque los peritos creen que aquel forzó su letra.

Lo que hace Ruz es acumular en la causa las diligencias informativas ya realizadas por la Fiscalía Anticorrupción y asume que se practiquen las pruebas documentales que pidió la Fiscalía. También ha designado como peritos a funcionarios de Hacienda.

En su auto da traslado a las partes personadas en la pieza principal del caso Gürtel para que aleguen si se quieren personar en la pieza separada y en qué concepto. Después resolverá sobre la personación de las partes tras escuchar al fiscal.

Comparte este artículo: