Protesta multitudinaria ante la Asamblea mientras se debaten los presupuestos

Comparte este artículo:

El Pleno de la Asamblea de Madrid ha quedado en suspenso durante unos minutos por la protesta multitudinaria que esta tarde se desarrolla a las puertas de la cámara. Unas 3.000 personas, según fuentes policiales, se han reunido frente al hemiciclo de Vallecas convocadas por el colectivo sanitario en huelgatrabajadores de Telemadridafectados por un ERE del 80% de la plantilla.

El presidente del parlamento, José Ignacio Echevarría, ha tomado la decisión tras desalojar la tribuna de visitantes, desde la que varias personas han desplegado una pancarta y han gritado proclamas en defensa de la sanidad pública. Poco después, se ha reanudado la sesión.La Cámara autonómica estudia desde las cuatro de esta tarde las enmiendas a la totalidad a los Presupuestos Generales para 2013presentadas por la oposición (PSM, IU y UPyD), que se votarán sobre las nueve de la noche.

Efectivos de la policía detienen a uno de los asistentes a la protesta. / LUCA PIERGIOVANNI (EFE)

Miles de personas han rodeado desde las cinco de la tarde la fachada principal y un lateral de la Asamblea en un intento de abrazarla. Un importante cordón policial protege el edificio y no se han registrado incidentes, aunque sí una detención. Varias personas afirman que el detenido es un peón de mantenimiento del instituto psiquiátrico José Germán de Leganés de unos 40 años. Se le acusa de atentado contra la autoridad y desobediencia.

Un cordón policial impide acercarse a la Asamblea. / @SANIDADENLUCHA

La calle ha permanecido cortada hasta cerca de las 20.00 con la presencia de unas 50 furgonetas policiales que durante el momento de mayor afluencia se han interpuesto entre el edificio y los manifestantes. En unos minutos, el cordón ha pasado de ser de policías a furgonetas. Al igual que ocurrió con las manifestaciones del 25-S Rodea el Congreso, las concentraciones ante la Asamblea están prohibidas cuando hay actividad parlamentaria. El Código Penal las tipifica si alteran “su normal funcionamiento”.

Los manifestantes, que no han parado de corear lemas en defensa de la sanidad y del canal autonómico, han portado carteles en los que se puede leer Sanidad 100% pública y de calidadNo a la privatizaciónEntre salud y dinero salud primero. En otro de ellos se lee Muchos éramos del PPy en otra pancarta hay una radiografía de una mano haciendo la peineta. Los manifestantes, muchos de ellos de asociaciones de vecinos, cantan “queremos salir en Telemadrid”, “que bote que bote sanidad” y “hoy no cobro defiendo tu salud”.

El grito de guerra es “Lasquetty dimisión”, en referencia al consejero de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty, que a su llegada al pleno ha anunciado que iniciará contactos con los responsables de los hospitales públicos para que estos formulen propuestas de ahorro, pero ha señalado que piensa mantener la externalización de servicios, ya que es “necesaria”. “Detente, agente, vas a ser paciente”, espetan a las fuerzas de seguridad. Un par de ambulancias han pasado junto a la protesta, lo que ha provocado un sonoro aplauso. M Gandhi: cuando una ley es injusta, es correcto desobedecer, dice otra pancarta.

MÁS INFORMACIDiputados se suman

Un grupo de diputados socialistas, entre ellos su líder, Tomás Gómez, ha salido de la cámara sobre las seis y media de la tarde para apoyar a los manifestantes, aunque han vuelto a la cámara para la votación. Gómez ha pedido “la retirada inmediata” del proyecto de presupuestos y ha criticado que “se deje en manos de una sola empresa la sanidad de un millón de madrileños”, los que corresponde a los seis hospitales cuya gestión se va a privatizar. “¿Qué ocurre si quiebra esta empresa?”, se ha preguntado.

El portavoz del Partido Popular en la Asamblea, Íñigo Henríquez de Luna, ha denunciado a través de su cuenta de Twitter la “coacción” y el intento de “amedrentar” que supone la manifestación ante el Parlamento y ha denunciado la actitud de los parlamentarios socialistas y de IU como “un acto contrario a la democracia”.

Sobre las 18.45, un grupo de manifestantes ha tratado de romper el cordón por la calle Romeo y Julieta, la parte trasera de la Cámara, pero unos 40 agentes los han contenido y los están reconduciendo a las puertas de la Asamblea. A las 18.50, algunos manifestantes han empezado a lanzar huevos a la policía, que trata de empezarlos hacia atrás y agruparlos.

Mientras tanto, en la Cámara madrileña se debaten los presupuestos, aunque la protesta ha centrado el inicio de la sesión. El secretario general del PSM ha pedido al presidente de la Asamblea, José Ignacio Echeverría, que “llame a Delegación de Gobierno” porque “hay miles de personas manifestándose” y temen “que hayan dado órdenes de cargar contra ellas”. Además, le ha dicho que “han cortado las comunicaciones de Internet”. “Existen inhibidores que no permiten la libertad de expresión”, ha añadido. Mientras, Echeverría ha dicho a la Cámara que va a seguir adelante con el pleno “por mucha presión que haya en la calle”.

Las cuentas contemplan un gasto de 17.048 millones, un 7,7% menos respecto que este año, que se traduce en la caída de todas las partidas excepto la destinada al pago de créditos y deuda pública. Se trata de los presupuestos más restrictivos de la última década, con un tijeretazo de 2.700 millones que se suma al recorte de 1.045 millones que ya se aplicó este verano a base de subir las tasas universitarias o quitar las ayudas para comedor escolar o libros de texto. De cara a 2013, es la sanidad pública la que está en el centro de mira. El pleno monográfico llega marcado por el rechazo en bloque de toda la oposición, que considera que las cuentas “traspasan líneas rojas” al instaurar el euro por receta, y que la intención de los populares es no dejar ni un solo hospital de gestión enteramente pública en la región.

Comparte este artículo: