Uminsa estudia radicalizar la huelga tras un nuevo fracaso en la negociación

Comparte este artículo:

Los trabajadores de los cielos abiertos de Uminsa continuarán con la huelga indefinida y se plantean dar un paso más en las movilizaciones contra el recorte salarial que quiere imponer la empresa con los nuevos turnos de trabajo después de que el nuevo contacto negociador mantenido ayer con la dirección del grupo Alonso en la subdelegación del gobierno se saldara sin ningún acercamiento.

«Las posturas están enrocadas», reconocía al término del encuentro, auspiciado con la mediación del subdelegado, Juan Carlos Suárez-Quiñones, el responsable provincial del sindicato MCA-UGT, Manuel Luna. El portavoz de los huelguistas calificó la reunión de «intento baldío» y lamentó que la empresa la convirtiera en una suerte de regateo sobre la jornada de trabajo, con los trabajadores negándose a que supere las 10 horas y la dirección ofreciendo aumento de remuneraciones «por minutos».

«El planteamiento de la empresa es ridículo y absurdo. Dicen que están en una situación crítica, pero si están en condiciones de hacer esa oferta, también pueden asumir lo que piden los trabajadores», aseguró.

Luna adelantó que los trabajadores continuarán la huelga. A última hora de ayer, los huelguistas celebraban una asamblea en los salones de UGT en Ponferrada para recibir información directa sobre el resultado del encuentro. En las asambleas del pasado fin de semana, después de que la empresa ofreciera aumentar en 18 horas el tiempo de trabajo mensual, los trabajadores ni siquiera tomaron la oferta en consideración.

Comparte este artículo: