El nuevo edificio ocupado en Sevilla es un “activo tóxico” de Bankia

Comparte este artículo:
Corrala La Alegría: cinco pisos recuperados para personas con problemas de acceso a la vivienda

 

La empresa propietaria del inmueble ocupado el pasado jueves en Sevilla ha conseguido tres aplazamientos en el pago de su deuda a la entidad rescatada.

El edificio ocupado el jueves 30 en la calle Feria de Sevilla para alojar a personas con problemas de vivienda es propiedad de una firma que tiene suscrita una hipoteca de más de dos millones de euros con Bankia. Así lo han detallado ayer lunes los activistas de la ya bautizada como Corrala La Alegría, que consideran este inmueble como un auténtico ejemplo de los “activos tóxicos” por los que la entidad va a recibir esta misma semana hasta 5.000 millones de euros por parte del Estado.

Según explican desde el nuevo inmueble ocupado, Bankia ha concedido tres prórrogas a la sociedad Inversiones Plaza Nueva para el pago de los intereses de la hipoteca, cuyo principal asciende a 2.084.333 euros. “Para que esta inversión pudiera suponer beneficios para esta empresa deberían vender el metro cuadrado a más de de 4.300 euros”, cuentan los activistas, que destacan el hecho de que en esa zona de Sevilla el precio medio del metro cuadrado es de 2.200 euros. El inmueble consta de dos pisos y bajos comerciales, con una planta de 166 metros cuadrados. Nadie ha comprado ninguno de sus viviendas o locales.

En estas condiciones el inmueble, dicen los activistas, “podría pasar a manos del denominado “Banco Malo” que el Gobierno proyecta en la actualidad crear y financiar con fondos públicos”. Además, estos destacan que las prórrogas en el periodo de carencia de la hipoteca han permitido a Inversiones Plaza Nueva evitar el proceso de ejecución hipotecaria que, según los últimos datos del CGPJ, conduce al desahucio de 517 viviendas diarias en el Estado español.

Segunda ocupación de viviendas tras La Utopía

A las 18h del jueves 30 de agosto se convocó a la ciudadania y medios de comunicación en el Arco de la Macarena para paralizar un deshaucio. En manifestación, 200 personas fueron hasta la calle Feria, 158 donde un grupo de vecinas había entrado en el edificio. Se acababa de ocupar un nuevo bloque de pisos para realojar a familias desahuciadas. Ya por el aniversario del 15m este año se ocupó un bloque de 32 pisos, la Corrala Utopia como la bautizaron las personas que entraron en el piso.

En este nuevo bloque de pisos se han realojado 5 familias en situación precaria. Tres de las ocupantes hablan en un video donde cuentan su experiencia. Ana Maria. de 24 años, esteticién en paro, sin ningún tipo de ayuda, con un hijo de 14 meses. María, con 22 años y un hijo con 14 meses. Tiene trabajo, pero ningún banco le financia una vivienda. Vive en casa de sus padres con su pareja en un cuarto con una cama de 90. Inmaculada, con 3 hijos a cargo, trabaja de limpiadora cobrando unos 700 euros. No le llega para pagar los recibos ni un piso. Estaba sin luz en su casa. Inmaculada no entiende que haya “sitios vacios y tanta gente con tanta necesidad en la calle”. “Algo tendremos que hacer”, concluye.

Todas cuentan lo mismo. Su entorno familiar, en paro, sus amistades, en paro. Ana María anima a toda la gente en su situación a “que no se avergüenzen, que lo hagan, es mejor que vivir en la calle”. Entre 2010 y 2011 cerca de 6.000 familias fueron deshauciadas de sus hogares en la provincia de Sevilla, donde se calcula que unas 118.000 casas se encuentran vacías.

Fuente: http://www.diagonalperiodico.net/El-nuevo-edificio-ocupado-en.html

Comparte este artículo: