El Gobierno endurecerá las condiciones para conceder los 400 euros segun la renta familiar

Comparte este artículo:

La situación económica y laboral de cada uno de los miembros de una familia será determinante para tener derecho a cobrar la ayuda de 400 euros –450 para quien tenga dos miembros de la unidad familiar a su cargo–, según ha avanzado la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, que ha rechazado, que se vaya a aumentar el presupuesto sobre este asunto pese a que se aumente en 50 euros esta ayuda. Así pues el resultado será que haya menos personas que la reciban una vez la apruebe el próximo viernes el Consejo de Ministros.

 

El vicesecretario de Organización y Electoral del PP, Carlos Floriano. EFE

Durante una conversación informal con periodistas la vicepresidenta no ha aclarado si las restricciones futuras afectarán a los jóvenes parados sin prestaciones que vivan en el domicilio familiar, como anunció hace una semana el vicesecretario de organización del PP, Carlos Floriano. Su respuesta ha sido que el ejecutuvo “lo está viendo” y que hay que definir bien las situaciones en las que realmente se necesita esta ayuda. Ha añadido que es difícil establecer una escala de cuantías, dando a entender así que lo más probable es que no se concedan los 400 euros en esos casos.

Saénz de Santamaría ha precisado que no tienen por qué ser los hijos, sino por ejemplo, los padres, quienes estén a cargo del que percibe la ayuda para que puieda acogerse a la nueva prestación prevista de 450 euros. También ha añadido que este aumento de la prestación no supondrá un “sobrecoste” porque se va a “reorganizar” el programa, que tendrá efectos desde el 16 de agosto pasado.

INDICADOR DE RENTA

Los sindicatos UGT y CCOO han pedido por carta a la ministra de Empleo, Fátima Báñez, que no se reduzca el número de potenciales beneficiarios y que cuantía se asimile al 100% del IPREM, el indicador de renta de efectos múltiples que se aplica para la concesión de becas, ayudas de comedor, etc, y que asciende a 532,51 euros.

Junto a la carta los sindicatos han remitido al Gobierno un documento con su propuesta para cambiar el plan Prepara, en el que piden que se convierta en una prestación, no en una subvención y no tenga límite temporal de aplicación ni prórrogas sino que s emanytengan mientas haya altas cotas de paro. Las centrales recuerdan que hay 1,8 millones de parados inscritos en las oficinas de empleo que  no reciben ninguna prestación. Además, la tasa de cobertura del seguro de desempleo  está por debajo del 65%, de los que el 52% son subsidios.

Comparte este artículo: