El Tribunal Supremo confirma la absolución de los guardias civiles condenados por torturar a Portu y Sarasola

Comparte este artículo:

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo español ha rechazado el incidente de nulidad presentado por la defensa de Igor Portu y Mattin Sarasola contra la absolución de los cuatro guardias civiles que fueron condenados en primera instancia por haberles torturado.

 

06/02/2012 15:33:00

MADRID-. En un auto fechado el pasado 19 de enero, y del que ha sido ponente el magistrado José Ramón Soriano, la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo dictamina que no procede la nulidad solicitada, ya que no se han vulnerado los derechos a un proceso con todas las garantías y a la tutela judicial efectiva, como argumentaban lasdefensas de Igor Portu y Mattin Sarasola.

Con esta resolución, las defensas de los dos lesakarras han agotado todas las vías legales antes de interponer un recurso de amparo en el Tribunal Constitucional.

El Tribunal Supremo anuló el pasado 15 de noviembre la sentencia de la Audiencia de Gipuzkoa que condenó por torturas a cuatro de los guardias civiles que detuvieron en Arrasate a Portu y Sarasola y decretó su absolución.

Las defensas de Portu y Sarasola recurrieron la anulación de la sentencia, al considerar que el Tribunal Supremo había entrado de lleno “en un campo que le está totalmente vedado que es el de la valoración de la prueba” y que la sentencia partía de la predeterminación de que los denunciantes son “dos personas con condenas firmes, que forman parte de ETA”, con lo que, a su juicio, abría la puerta a la impunidad en casos de tortura.

El Tribunal  Supremo rechaza estos argumentos al considerar que el control casacional en la valoración de las pruebas no constituye en ningún caso sustitución de la valoración del tribunal inferior y que la Audiencia de Gipuzkoa concluyó que la culpabilidad de los acusados se apoyaba en unas presuntas pruebas insuficientes y carentes de la más mínima garantía.

Igualmente, Portu y Sarasola denunciaban en su recurso el “error” cometido por el Tribunal Supremo al partir de un documento incautado a otra persona en el que ETA daba instrucciones a sus integrantes sobre cómo actuar tras una detención con falsas denuncias, en el que los entrecomillados no se corresponden de forma exacta con lo escrito en dicho texto.

Sobre esta cuestión, el Tribunal Supremo afirma que “una incompleta o errónea cita no devalúa unas afirmaciones que tienen pleno sustento en documentos existentes en el proceso”, que fueron aportados por la defensa, y que se corresponden con las instrucciones impartidas por ETA.

 

Publicado en Gara: El Tribunal Supremo confirma la absolución de los guardias civiles condenados por torturar a Portu y Sarasola

 

Comparte este artículo: